DEPORTES

Los Lagos de Covadonga asombrados de la otra Vuelta en la octava etapa de Iván

Por Discamino.

discamino

CRONICA DE TRIPLE TÍTULO:

El real…¡¡HEMOS SUBIDO A LOS LAGOS DE COVADONGA CON 3 TRICICLOS!!! ¡¡¡IVAN, ANA, ISA, GERARDO, DAVID, BORJA, SOIS MUY GRANDES!!!

El ilusionante…CHECHU RUBIERA PEDALEA EN UNO DE NUESTROS TRICICLOS.

El prometido…QUESTO DI PESTO, TE ECHAMOS DE MENOS.

Hoy ha sido un día grande de esos que recordaremos durante mucho tiempo.

05:50…”Pipipipi Pipipipi Pipipipi”
05:52…pipí
06:00…”Buenos días. Arriba, hay que levantarse.”
07:50…las furgos cargadas. Nos despedimos de nuestra perfecta anfitriona, piloto, hermana de copiloto, patrocinadora, amiga, paga comidas,….(¿se puede ser algo más?
09:00…llegada a Arriondas, a 8 km de Cangas de Onís, donde iban a empezar Pedro Iván, Calis y Borja con un invitado de excepción y de mucho postín, el ex-ciclista profesional Chechu Rubiera, asistente de lujo de Lance Armstrong, que venía adrede a rodar con nosotros (trabaja para la firma MMR, la cual sponsoriza a Borja dejándole una bicicleta.
09:40…los demás llegamos a Cangas de Onís y nos preparamos para salir a pedalear en cuanto llegue el otro grupo.
10:00…nos damos cuenta de que Pedro, Calis y compañía han cruzado Cangas en vez de rodearla como nosotros y, por tanto, están ya camino de Covadonga unos 3km por delante de nosotros.
10:01…salimos volando de allí.
10:02…Chema con Ana Soage en un triciclo, yo con Isabel en el otro, Yago en una bici y Carlos en otra….”¡¡AMIGOS, HERMANOS!! EL MOMENTO HA LLEGADO. HOY MORIREMOS, PERO LO HAREMOS ORGULLOSOS Y FELICES. ESTE ES EL DÍA PARA EL QUE LLEVAMOS TODA UNA VIDA PREPARÁNDONOS. ¡¡A POR COVADONGA!!”
10:03…”¡¡¡A POR ELLA!!!”
10:15…Nos unimos al grupo de Calis, saludamos a Chechu, Pedro y Chema intercambian copilotos y salimos a por todas.

discamino

Habíamos preguntado a un poli local de Cangas de Onís si podríamos subir con las furgonetas para recoger a los ciclistas y los triciclos. Nos dijo que no se podría pasar si no se llevaba un pase, pero al ver que llevábamos personas con diversidad funcional preguntó si teníamos tarjeta de estacionamiento para discapacitados. Al decirle que sí, nos informó de que no tendríamos problema para pasar el control y llegar a los Lagos al volante. ¡¡Genial!! pensamos, pero no contábamos con aquella funcionaria del departamento de medio ambiente del Principado (no, no me refiero a la amable y sonriente funcionaria que entendió la necesidad de pasar con la furgoneta para recoger en el alto a los usuarios de las tarjetas que acababan de pasar la barrera subidos en unas bicis enormes y muy raras; no a esa no; me refiero a la otra, a la guapa, la repeinada de la coleta, la remaquillada de pintalabios carmín encendido, la de la mirada de hiena, la estúpida esa que dispone de una mísera parcela de poder y lo ejerce de forma tirana y equivocada y no tiene las luces suficientes como para entender que si el coche sólo pasa con la persona titular de la tarjeta en su interior, también ha de poder pasar para recogerla si ha subido en bicicleta. En fin. Afortunadamente, el ingenio pudo con la “Barbie absurdo” y dos de las furgonetas pasaron con Gerardo y David sentados uno en cada una de ellas. Para la tercera echamos mano de los compañeros polis que nos dejaron una autorización.

Off de récord: alguien debería explicarle a la portera, (señorita del portal), como manejar cierto tipo de asuntos.

Pero volvamos a la carretera…………
Enseguida quedó claro que Iván no iba a esperar por nadie, ni siquiera a que se diera el pistoletazo de salida. En un visto y no visto desapareció. Pedro y Ana empezaron también bastante fuertes y desaparecieron enseguida de nuestro paisaje. Isa y yo habíamos quedado en subir muy despacito para asegurarnos de que, “empezando como un viejo, pudiéramos llegar arriba como un joven.”
Y así fue.
Veníamos asustados por todo lo leído y escuchado de ese puerto y fuimos más que prudentes. Isa subió despacito, sin descomponer el semblante y yo, mientras tanto….. Bueno ya lo veréis. Tenemos una foto en la que se la que se nos ve a los dos y …… en fin, dejémoslo así.
La mañana estaba ideal para pedalear. Ni pizca de aire y nada de sol. Una maravilla. E Isa una jabata. La única pega fue la niebla que no nos dejó disfrutar de las vistas que hay desde arriba y que nos obligó a salir volando hacia Cangas al poco de llegar el último triciclo (Isa y yo).
Estuvimos 4 horas sobre el triciclo, 3 de ellas subiendo. La gente se volcó para animarnos e incluso un conductor de autobús nos preguntó si éramos los que íbamos en la Vuelta paralela, la de las personas que por si solas no pueden ir en bicicleta. En resumen, una jornada maravillosa empañada por la marcha de Pedro y de Yago.

Pocos apostaban porque pudiéramos subir, pero,…

YA SE SABE, Y QUE TODO EL MUNDO SE ENTERE DE QUE…..¡¡¡¡NO HAY NADA IMPOSIBLE!!!!

Botón volver arriba

Adblock Detectado

Por favor, considere apoyarnos mediante la desactivación de su bloqueador de anuncios. Muchas Gracias.