DEPORTES

Completo partido del Caja Rural Femenino ante un Coyanza muy débil

CAJA RURAL AT. BENAVENTE 14.- Noelia, Alexia, Miri, Raquel y Bea. Luego jugaron, Johanna, Rosa, Alba, Cañi, Silvia y Anina.

C.D COYANZA 1.- Sandra Ordoñez, Raquel Fernández, Andrea Cañaberos, Paula y Natalia. Luego jugaron, Marina Morán y Lorena.

Árbitro.- Fernández Andrés. Amonestó a la visitante Raquel Fernández.

Goles.- 1-0 Alexia (3´), 2-0 Bea (11´), 3-0 Andrea Cañaberos p.p (15´), 4-0 Andrea Cañaberos p.p (17´), 5-0 Miri (17´), 6-0 Miri (18´), 7-0 Alba (19´), 8-0 Cañi (22´), 9-0 Cañi (23´), 10-0 Silvia (24´), 11-0 Bea (25´), 12-0 Miri (30´), 13-0 Alba (31´), 14-0 Rosa (32´), 14-1 Paula (38´).

Funcionó la maquinaria del Caja Rural femenino como un reloj suizo. Cada engranaje estaba convenientemente engrasado y sus piezas se movieron sigilosas a través de ellos. De ahí que su tic tac, hasta en catorce ocasiones, fuera completamente redondo y con una ligera melodía que sonaba a gloria.

Bien es cierto que el rival no fue uno de esos que pone en dificultades y lejos de ser el Laguna o el Intersala es de esos rivales que no te dan ligas pero sí que con ellos puedes perderla. No soy precisamente de esos que se vanagloria de ensalzar las goleadas ante rivales muy inferiores, pero no menos cierto es que a estas chicas hay que permitírselo primero porque el simple dejarse llevar conduce a ello y segundo porque la Federación con sus organizaciones demasiado chapuceras, no es que invite, sino que obligue a ello. El sistema de esta liga con tres vueltas obvia el capítulo del golaveraje y da por válido el cómputo de diferencia de goles entres los de a favor y los de en contra. Un gol puede dejar a un equipo fuera de conseguir el campeonato y las chicas de Celia Matías están metidas en esa pomada.

Sea como fuere, el estar acostumbrados durante años anteriores a ser humillados por rivales, esta vez sí en liga de dos vueltas, con marcadores que realmente hacen daño, más allá de los tres puntos, casi que se agradece en una liga de esta constitución que las tuyas no escatimen segundo alguno para sumar en su casillero y evitar en un futuro lamentos.

Las coyantinas no fueron rival para las cajeras que pronto pusieron tierra de por medio tras el primer tanto tempranero de Alexia que rompía las cortesías. Luego poco a poco el juego vistoso de las benaventanas iban, sí en esta ocasión, consiguiendo los premios merecidos aunque en ello contribuía también la visitante Cañaberos, que tras el segundo tanto de Bea se marcaba casi seguidos dos en su propia portería.

Con ese marcador las benaventanas del Caja Rural cada vez jugaban más cómodas y destapando esencias que hasta ahora no habían aparecido, quizá por los nervios. Cuando uno tiene el talento de las benaventanas tarde o temprano sale a relucir y si además te lo crees al final hasta te gustas y eso viene estupendamente bien a la totalidad del equipo para que crezca.

Miri en dos ocasiones y Alba terminaban de cerrar un partido antes del descanso que enarbolaba el 7 a 0 en el marcador y que invitaba a probar nuevas cosas de cara a seguir mejorando cosas que se pasan por la cabeza de Celia Matías.

Si siete fueron los de la primera mitad, otros siete se sumaron en la segunda en un monólogo local ante un rival muy derrotado ya antes del descanso al que sin embargo hay que alabarle que no perdieran la cara al partido y siguieran compitiendo. Las leonesas hacía su gol de la honrilla a dos para el final cuando antes Cañi, por partida doble, Silvia, Bea, Miri, Alba y Rosa habían dejado su sello en el resultado final.

 

Tags
Ver más

Articulos relaccionados

Botón volver arriba
Cerrar

Adblock Detectados

Por favor, considere apoyarnos mediante la desactivación de su bloqueador de anuncios. Gracias.